Un espectáculo de música y luz coordinado con chorros de agua de la fuente de Dubai. Algo similar a las fuentes del Bellagio, en Las Vegas, aunque quizás un poco más espectacular.