No sé tú, pero yo voy a rascarme las bolas.