A este niño asiático le tomaron una foto. Tiempo después, se ha convertido en una sensación en internet.